El comunicador Julio Martínez Pozo ha lanzado una contundente crítica sobre recientes acuerdos en la República Dominicana, advirtiendo que estos “terminarán siendo casos de corrupción”.

Martínez Pozo expresó sus preocupaciones acerca de unas negociaciones que, según él, convertirán a los autores principales de ciertos hechos en actores secundarios, minimizando así su responsabilidad. “Estamos hablando de convertir autores centrales o coautores de unos hechos en actores secundarios o de mínima importancia, llegando a acuerdos que no están facultados para realizar ni el Ministerio Público ni nadie”, afirmó.

El comunicador destacó la gravedad de que el Estado dominicano se haya prestado como garante solidario de dichos acuerdos, subrayando que, en última instancia, será el contribuyente quien pague las consecuencias. Según Martínez Pozo, se están cediendo obras a los individuos implicados, en lugar de que estos devuelvan los supuestos miles de millones de pesos que adeudan.

“En definitiva, es el contribuyente el que va a terminar pagando esos acuerdos con las obras que el Estado se ha comprometido a cederles”, señaló. También hizo hincapié en que nadie ha podido desmentir categóricamente esta situación, ya que está claramente establecido en los acuerdos de homologación.

Martínez Pozo no solo criticó los acuerdos en sí, sino también la respuesta que recibió tras sus declaraciones iniciales. “Ante esos hechos, no hubo una respuesta contundente, sino una amenaza directa con insinuaciones perversas, planteando que se trata de una campaña o de unos juicios pagados con dinero ilícito”, agregó.

El comunicador también mencionó el rechazo generalizado de la sociedad dominicana a estas insinuaciones y la importancia de defender la libertad de expresión. Agradeció las manifestaciones de apoyo recibidas y reafirmó su compromiso con expresar opiniones basadas en hechos documentados.

“Esto que he bautizado como el ‘milazo’ es la peor burla contra la lucha contra la corrupción en la República Dominicana”, sentenció Martínez Pozo, añadiendo que, a medida que transcurra el tiempo, se evidenciará cada vez más la naturaleza de estos acuerdos. Concluyó diciendo que, incluso aquellos involucrados en estos