En una exclusiva entrevista con Noticias Telemundo, Verónica Zarauz, esposa de Fernando Villavicencio, el candidato presidencial ecuatoriano recientemente asesinado, habló sobre los eventos trágicos y las amenazas que rodearon la vida de su esposo. Zarauz reveló detalles impactantes sobre las circunstancias que rodearon la muerte de Villavicencio y las incertidumbres que persisten en torno a su partido político.

En medio de su dolor, Zarauz compartió que está a la espera de un informe detallado por parte de la fiscalía. “Mi compañera Nicole Suárez está a la espera de un reporte de la fiscalía”, mencionó. La esposa del candidato fallecido también abordó las amenazas que su esposo había enfrentado antes de su trágica muerte.

La conversación con Verónica Zarauz también abordó los celulares incautados como parte de la investigación en curso. Se ha descubierto que estos dispositivos móviles estuvieron involucrados en llamadas a prominentes políticos ecuatorianos. Aunque la identidad de los políticos no ha sido revelada, Zarauz afirmó que la fiscalía es la entidad encargada de proporcionar esta información al país.

Zarauz expresó con firmeza que Fernando Villavicencio había estado bajo amenaza constante debido a su trabajo legislativo y periodístico. “Había recibido amenazas de todos los sectores que se veían perjudicados con su labor”, compartió. A pesar de las amenazas, Zarauz subrayó que su esposo no era un hombre que viviera con miedo.

 

Asesinato

 

El candidato presidencial ecuatoriano Fernando Villavicencio fue asesinado este miércoles en tras recibir tres disparos en la cabeza por parte de sicarios al término de un mitin político en Quito, según informaron las autoridades.

Ante esto, el presidente Guillermo Lasso reaccionó ante este crimen atroz, declarando un estado de emergencia nacional por un período de 60 días. Además, convocó de manera urgente una reunión de seguridad para abordar la situación y tomar medidas concretas.

“Este acto cobarde no quedará impune. Trabajaremos incansablemente para llevar ante la justicia a los responsables y honrar la memoria de Fernando Villavicencio”, afirmó el presidente Lasso en un comunicado oficial.

Sin embargo, la hermana de Fernando Villavicencio, Patricia Villavicencio, no tardó en reaccionar culpando al gobierno de Lasso y al ministro del Interior, Juan Zapata, de la violenta pérdida de su hermano. En palabras emotivas y dolorosas, Patricia afirmó que esta tragedia podría haberse evitado y acusó al gobierno de no haber tomado las medidas necesarias para proteger la vida de su hermano.

“No querían que destapara la corrupción. Maldigo a este gobierno. No hizo nada. No hizo para protegerlo. Es un complot”, aseguró.