El cuerpo de un alpinista estadounidense, que desapareció hace 22 años mientras escalaba un nevado de más de 6,700 metros de altura en Perú, fue encontrado momificado y con sus vestimentas en buen estado, informó este lunes la policía.

El alpinista, William Stamp, de origen esloveno, fue reportado como desaparecido en junio de 2002 después de que una avalancha de nieve lo sepultara en el Huascarán, una montaña de 6,757 metros de altitud situada en la región de Áncash, a 400 km de Lima. El hallazgo del cuerpo fue posible gracias al derretimiento de los glaciares de nieve, consecuencia del cambio climático, fenómeno que está afectando la Cordillera Blanca de los Andes peruanos, exponiendo el cadáver al aire libre.

Los rescatistas lograron identificar a Stamp gracias a su pasaporte estadounidense, que fue encontrado entre su ropa. En el momento del accidente, Stamp tenía 59 años. El cuerpo fue trasladado a la morgue de la ciudad de Yungay.

Este hallazgo resalta el impacto del cambio climático en los glaciares y su capacidad para exponer restos de personas que han sido dadas por desaparecidas durante décadas.