El Ministerio de Educación ha anunciado un ajuste significativo en el calendario escolar para el año 2025. Las clases comenzarán el 26 de agosto, en lugar de mediados de septiembre, como era habitual. Los docentes se incorporarán el 1 de agosto para planificar y preparar el nuevo año escolar, asegurando que todo esté debidamente organizado antes de la llegada de los estudiantes.

Esta decisión ha sido bien recibida, ya que permitirá a los profesores y directores de los planteles ajustar sus programas, cotejar los planes de trabajo, y realizar los ajustes necesarios en el currículo y la distribución de la jornada escolar. De esta manera, se espera que el inicio del año escolar sea más ordenado y preciso.

El ministro de Educación, el profesor Ángel, ha destacado que este nuevo formato ayudará a evitar la improvisación y garantizará un inicio de clases más tranquilo y bien planificado. Los docentes tendrán dos semanas de adelanto para trabajar en la preparación del año escolar, lo que permitirá un comienzo más eficiente y organizado.

El calendario escolar 2025 incluirá 193 días de clase, y se espera que aproximadamente 2.6 millones de estudiantes de diferentes niveles se beneficien de este ajuste. Este número abarca únicamente a las escuelas públicas y no incluye a los colegios privados.

La iniciativa del Ministerio de Educación busca establecer un nuevo protocolo para el inicio del año escolar, con la esperanza de que se mantenga en el futuro y mejore la calidad de la educación en el país.