Los atentados del 11-S no sólo conmocionaron al mundo, sino que lo cambiaron de raíz en todos sus ámbitos, desde la política y la cultura hasta la tecnología y la seguridad.

Si hay una palabra que defina al mundo tras los atentados en las Torres Gemelas es el Miedo. Ante él se desarrollaron otras como la seguridad, el patriotismo, la discriminación y las guerras en busca de la supuesta paz. Pero aunque el mundo actual no sea más seguro que el previo al 11-S, sí es más avanzado en materias como la tecnología y la seguridad.