Ronny Jackson, congresista republicano por Texas, tuvo una “conducta inapropiada” cuando ejercía como médico de la Casa Blanca, según un informe del inspector general del Pentágono obtenido por la cadena NBC News.

El reporte detalla también su comportamiento abusivo hacia subordinados, a los que “menospreciaba, intimidaba y humillaba”. Jackson bebió alcohol, hizo comentarios sexuales y tomó sedantes mientras trabajaba, según el documento, reportado por primera vez por la cadena CNN.