La red criminal transaccional de César Emilio Peralta (El Abusador) desarrolló un emporio de empresas en el país que logró colocar, estratificar e integrar al sistema financiero nacional más de RD$3,418,786,413 procedentes del narcotráfico.

La acusación realizada por el Ministerio Público en contra de los integrantes de esa red del lavado de activos y narcotráfico establece que el entretenimiento nocturno en famosas discotecas, además de casas de cambio y venta de bebidas alcohólicas eran las principales actividades mediante las cuales se lavaba el dinero de la droga.

La estructura funcionó desde 2007 hasta 2019, según lo que ha podido investigar el Ministerio Público, el cual tiene un proceso abierto en contra de 20 personas que fungían como miembros, testaferros y prestanombres para lavar activos del narcotráfico.