Antonio Marte se queja de que a los artistas, el gobierno le dio ayuda y a los choferes del transporte público no; Tony Peña Guaba se defiende de las quejas del pueblo y justifica las contrataciones de los artistas diciendo que ellos son los más populares.

El PLD se lava las manos y se desliga de los actos de corrupción de los pulpos, además de que cumple 47 años en medio de muchos misterios y poca gente.