Desde el mediodía de este jueves, las personas comenzaron a llegar a los comercios para sus compras de Black Friday.

En un recorrido de este medio se notó poca presencia de parejas comprando electrodomésticos o grandes artículos.

Tal como otros años, pese a que los supermercados también se suman a esta festividad, los productos más comprados por los consumidores son los electrodomésticos. Eso no ha cambiado, pero sí la forma en la que la gente no se ha aglomerado, la distancia entre ellas al hacer una fila para entrar a los establecimientos y para pagar.