Cuando una nueva consola está cerca, las dudas asaltan, pero siempre está esa pequeña ilusión por ver qué puede ofrecer y conocer los grandes avances de una nueva consola que, sin duda, promete un amplio catálogo de juegos. Inevitablemente, sentimos que se trata de un momento especial para todo jugador. Por ello, Sony lo sabe y ha querido dar el gran salto con un cambio tanto estético como con detalles que, hasta la fecha, podían no ser del todo llamativos.