Valle Nuevo es un hermoso paraje ubicado 25 kilómetros al sur de Constanza, con una altitud de 2,250 metros sobre el nivel del mar, por lo que la temperatura allí es muy fría y, en nuestro invierno tropical, con frecuencia baja a los 0 grados centígrados. Tiene una flora muy rica y variada en la que destacan los pinos del género Pinus Occidentales y los llamados pajones, que son una gramínea cuyo nombre científico es Danthonia domingensis.

Como el lugar está a menudo cubierto de una espesa niebla y la vegetación es muy frondosa, lo que impregna el valle de un aire misterioso, la imaginación popular a la que se daba rienda suelta en las frías veladas nocturnas alrededor de los fogones en las cocinas de los bohíos, no tardó en hilvanar la fantástica historia que se ha transmitido de generación en generación: la leyenda del Valle Encantado. Esta historia fue documentada por primera vez en abril de 1930 en un artículo que el Dr. Juan B. Pérez dedicara a la sociedad dominicana de Geografía e Historia de Santo Domingo y a la Cámara de Comercio, Industria y Agricultura de Santiago.