Al llegar a los cines al asistente se le tomará la temperatura. El uso de mascarilla será obligatorio, todo el tiempo. Además del cumplimiento de distanciamiento físico, los asientos serán numerados, a más de un metro de distancia. Esas son algunas de las medidas que se han tomado para la esperada reapertura de las salas de cine en la República Dominicana.

La industria del entretenimiento ha sido una de las más afectadas por el confinamiento por el coronavirus. Se tenía previsto su reapertura para agosto, sin embargo, es dos meses después que podemos ver materializada esta decisión.

Fue el 17 de marzo cuando se le puso candado a las salas de República Dominicana para evitar que el virus COVID-19 continúe afectando a la población.