El comandante policial, que se identificó como el coronel José Rafael de los Santos, reunió a un numeroso grupo de reclusos y les dijo que el único “probó” será él.

El nuevo ‘probó’ llega a la cárcel después de que el exalcaide del penal, Gilberto Nolasco, fuera removido de su cargo por la Procuraduría General de la República, tras salir denuncias de corrupción en armas, drogas y otros ilícitos en el centro de reclusión.

Las autoridades de la Dirección General de Prisiones tienen a su cargo la custodia y el control de la prisión, según lo dispuesto por la Procuraduría General de la República.-