Ricardo Nieves habla del primer funcionario que cayó por corrupción, destituido y su caso pasado a la dirección general de ética.

Nieves expreso que dicho funcionario estaba vendiendo puestos, con días de haber sido nombrado de un ministerio importante se aprovechó y termino sin nada.

Dice que las personas no es que sean santos ni santas ni que tampoco sean personas de virtud pura pero hay que tener unos malos valores y ser bandido para tener un nombramiento importante en el estado del país y a los días hacer cosas indebidas.