En medio de las acusaciones de presuntas irregularidades cometidas en la pasada gestión, los ánimos empezaron a caldearse entre el oficialismo y el opositor Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

Tras la denuncia hecha el pasado domingo por el Comité Político, en el que se acusó al gobierno del presidente Luis Abinader de realizar denuncias irresponsables, las reacciones no se hicieron esperar entre ambas partes.