Ayesha Curry, esposa de la estrella de la NBA Stephen Curry, fue demandada por más de $10 millones de dólares por una compañía que contrató para ayudar a crecer su marca y visibilidad, según TMZ Sports.

Robert Flutie, propietario de Flutie Entertainment, dijo en la demanda que Ayesha “expresó sueños de convertirse en una marca global” y firmó un contrato en noviembre de 2014.

La esposa del basquetbolista se separó de Flutie Entertainment en mayo de 2019 y supuestamente trató de eliminarlos de todas las ganancias que consiguió durante su tiempo como cliente de Flutie.

Ayesha Curry se ha hecho famosa como chef, tuvo su propio programa en Food Network, Ayesha’s Home Kitchen, que duró dos temporadas, y fue la presentadora de The Great American Baking Show durante una temporada. También ha escrito libros de cocina y tiene una línea de utensilios de cocina.

Según TMZ, Flutie también busca una participación del 50 por ciento en Yardie Girl Productions, la compañía de producción de Ayesha Curry, y una participación en su línea de productos comerciales hechos en casa.

El abogado de Ayesha, Michael Plonsker, le dijo a TMZ Sports que su cliente niega las acusaciones en la demanda.

Fuente: Diario de NY