Llegó el día que todos los aficionados de la NBA estaban esperando: luego de una lesión que lo marginó de las duelas desde octubre, por fin llegó el día en que debutará el nuevo Rey de la NBA, Zion Williamson.

Zion, jugador de los New Orleans Pelicans es quien ha levantado más expectativa por su llegada a la liga profesional desde LeBron James, es un jugador inmenso, dominante y con una agilidad simplemente inhumana, está llamado a ser un espectáculo aparte, justo como LeBron.

Justo la gran incertidumbre sobre Zion, tiene que ver con su 1.98 de estatura y sus 130 kilos de peso, algunos expertos opinan que, sin importar su movilidad actual, podría ser que la carrera de Zion sea breve debido a ello… la verdad es que a él en la cancha no se le ve ningún punto débil.

La época del Highlight es perfecta para Zion, el público consume menos partidos completos y más jugadas espectaculares, como las que hace este fenómeno que jugó una temporada por mero trámite en la Universidad de Duke.

Zion debuta la noche de este miércoles ante San Antonio en lo que promete ser la primera de muchas noches increíbles en la NBA.

Fuente: La Opinión