Un gran debate existe hoy en el estado de Wisconsin (Estados Unidos) por el caso de Chrystul Kizer, una joven de 19 años de edad que podría ser condenada a la pena de cadena perpetua por asesinar al hombre que presuntamente la abusó sexualmente y la prostituyó.

Kizer conoció a Randy Volar, su supuesto victimario, cuando tenía 16 años. Según dijo, el sujeto de 35 años de edad abusó de ella y de otras jóvenes en repetidas ocasiones.

Además, aseguró que, a cambio de obtener dinero, Volar la obligaba a tener relaciones sexuales con otros hombres que le doblaban la edad.

De acuerdo a The Washington Post, Volar fue arrestado en 2018 por agresión sexual infantil. Las autoridades encontraron cientos de videos de pornografía con menores, pero fue dejado en libertad condicional a pesar de las pruebas en su contra. 

La joven que enfrenta cadena perpetua confesó que, ese mismo año, se dirigió hasta la casa de Volar, le disparó dos veces en la cabeza e incendió la casa con el fin de desaparecer el cuerpo y todas las evidencias. Además, indicó que se robó su vehículo marca BMW para huir del lugar de los hechos.

La defensa de Kizer aseguró a la justicia de ese país que Kizer lo mató en defensa propia. Sin embargo, el fiscal del caso afirmó que las pruebas demostrarían que ella planeó asesinar a Volar.

La joven es acusada de incendio premeditado y homicidio intencional en primer grado, delitos que la podrían dejar de por vida en la cárcel.

La entrada La joven que enfrenta cadena perpetua por matar a su violador se publicó primero en KienyKe.