JCE


La denuncia que han hecho varias organizaciones políticas de oposición de que el Presidente y candidato al mismo cargo por el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) utiliza los recursos del Estado en la campaña electoral, será conocida por el pleno de la Junta Central Electoral (JCE) la próxima semana.Ayer, el Partido Revolucionario Moderno (PRM) y la Fuerza Nacional Progresista (FNP) llevaron de manera oficial, aunque por separado, ante el organismo rector del proceso electoral venidero su preocupación del uso de recursos públicos en labores proselitistas, apelando a la facultad que le otorga la Constitución a la Junta de velar “porque los procesos electorales se realicen con sujeción a los principios de libertad y equidad en el desarrollo de las campañas y transparencia en la utilización del financiamiento”. Hace unos días, el presidente de Alianza País, Guillermo Moreno, también denunció la misma situación ante la institución.


Previo al mediodía, el presidente de la JCE recibió en su despacho a una comisión del PRM encabezada por el secretario general de la organización, Jesús (Chu) Vásquez, el dirigente Orlando Jorge Mera, y el delegado político ante la JCE, José Marte Piantini. Minutos después el diputado de la FNP, Vinicio Castillo Semán, depositó un documento por ante la Secretaría del organismo en que hace constar su acusación.


“En esta ocasión hemos recibido la visita de una comisión del Partido Revolucionario Moderno, y hemos tenido una conversación bastante amplia sobre su visita que será conocida y analizada por el pleno de esta entidad, dentro de los parámetros que disponen las normativas vigentes en el país”, exclamó Rosario.


Informó que los documentos contentivos de las denuncias del PRM y de Alianza País, que eran las únicas que había recibido hasta la rueda de prensa, serán enviados a los demás partidos políticos y que luego de escuchar las consideraciones de estos, el pleno se pronunciará al respecto.


“Vamos a convocar al pleno en los próximos días y nos vamos a referir al tema. Después del jueves y después que los partidos hayan opinado, vamos a responder”, afirmó el magistrado, que también aseguró que la Junta actúa en función de las acciones “que de manera responsable” asumen los partidos políticos o los actores sociales que pudieran tener presencia en un proceso electoral.


Vásquez, del PRM, expresó que pidieron a la JCE que investiguen específicamente el uso de los recursos en materia de publicidad correspondientes al mes de enero, periodo en el cual –señaló- el Gobierno gastó 480 millones de pesos en ese concepto.


“Le pedimos a la Junta Central Electoral su intervención con relación al uso de los recursos del Estado en la campaña electoral por parte del Partido de la Liberación Dominicana y su candidato presidencial, el presidente Danilo Medina”, dijo Vásquez.


Mientras que Castillo Semán orientó su denuncia hacia las plataformas digitales del Estado dominicano, las cuales –dijo- están sirviendo para la “politiquería de los funcionarios”.


Como prueba llevó una captura de pantalla de una publicación en la cuenta oficial de Twitter de la Presidencia de la República en la que se ve al vocero del Gobierno, Roberto Rodríguez Marchena, en una foto con varios periodistas luego de una entrevista, acompañado del texto “la oposición no tiene nada que buscar en el sur”. El tuit, publicado el jueves a las 4:24 de la tarde en la cuenta @PresidenciaRD, fue borrado.


“La Junta podrá llegar hasta donde diga la ley”


Al ser cuestionado sobre las posibles medidas que podría tomar la JCE a raíz de las denuncias de esas organizaciones políticas, el presidente del organismo aseguró que “la Junta siempre podrá llegar hasta donde diga la ley (Electoral).
Asimismo, Rosario aclaró que el pleno conocerá las acusaciones contra el Gobierno y el partido oficialista después del jueves próximo, porque en lo inmediato los jueces miembros deben resolver temas urgentes de la gestión del proceso electoral de mayo.


Gobierno se ha defendido en reiteradas ocasiones


El pasado martes, el candidato presidencial del PRM, Luis Abinader, acusó a Medina y sus funcionarios de utilizar el Palacio Nacional como “un comando de campaña”, lo que fue rechazado por dos importantes ministros, el mismo día que se encontraba en la casa de Gobierno el senador Amable Aristy Castro ultimando detalles de la alianza del Partido Liberal Reformista con el PLD. En varias ocasiones, funcionarios han afirmado que se han tomado “todas las previsiones” para que los recursos del Estado no sean utilizados.