Delincuentes


Cada días los delincuentes utilizan novedosos sistemas para asaltar y cometer todo tipo de crímenes, pero ahora el más espectacular es el puesto en práctica por un grupo de antisociales que se hacen pasar por fiscales y empleados judiciales para penetrar a viviendas y cometer sus fechorías.


La nueva práctica que han puesto de moda los delincuentes es asaltar viviendas y sus ocupantes con una alegada orden judicial. Al parecer estos asaltantes toman nombres, números de cédula y dirección de sus presas.


De acuerdo a informaciones obtenidas por END, los maleantes se presentan a determinadas viviendas con una orden judicial en mano y hacen algunas preguntas y amenazas a sus víctimas, o sea que ahora están asaltando a “domicilio”.


Un email difundido relata que un grupo se presentó a una vivienda con un orden judicial y tocaron el timbre del portero electrónico y al que contestó le preguntaron: ¿Usted es fulano de tal, con cédula de identidad y Electoral?, y el señor respondió que sí.


De inmediato y sin titubeos los delincuentes le dijeron que “venimos a entregar un escrito judicial”, pero el hombre sorprendido les dijo que no podría ser esa persona, ya que no tenía problemas con la justicia.


Pero los supuestos fiscales les contestaron: “Señor, si usted no colabora va a tener serios problemas con la justicia”, luego de esa amenaza el señor bajó de la vivienda y “les abrió la puerta, vestían de civil y mostraron credenciales”.


Dice que los delincuentes “una vez dentro, lo encañonaron, lo obligaron a entrar a su casa, lo maniataron y le robaron todo lo que había”.


Alertar a parientes y amigos


Si van a tu casa y te dicen que traen un escrito o notificación judicial etc., no dejes entrar a nadie. Si es verdad que tienen una orden judicial, únicamente pueden entrar con policías uniformados y con orden del juez, nunca de civil. En general van dos policías con patrulla.


Además, no abras la puerta de tu casa a nadie desconocido, para evitar consecuencias adversas.