Haiti-Violencia


La violencia volvió a instalarse este viernes en las calles de Puerto Príncipe un día después de difundirse los resultados preliminares de unas elecciones pacíficas celebradas el pasado 25 de octubre.


Horas después de que se dieran a conocer ayer por parte del Consejo Electoral Provisional (CEP) se produjeron enfrentamientos entre seguidores de unos y otros partidos en las calles de la capital haitiana el primer ministro haitiano, Evans Paul, anunció ayer el “pleno compromiso” del Ejecutivo para velar por la paz social y la seguridad durante el resto del actual proceso electoral, que culmina el próximo 27 de diciembre con la celebración de la segunda vuelta de los comicios presidenciales en el país.


En un comunicado Paul aseguró a la población que la Policía haitiana velará por la seguridad para permitir a los ciudadanos que “sigan con tranquilidad con su vida cotidiana”. “El Gobierno cuenta con el patriotismo, la comprensión y la colaboración de todos los agentes políticos del país”, afirmó Paul este viernes en Puerto Príncipe, que amaneció ayer con una fuerte presencia policial.


A su vez llamó “a favorecer el orden democrático nacional en la estricta observancia de la ley y de los principios civiles de la convivencia, indispensables para un progreso económico y social de nuestra querida patria”.


El oficialista Jovenel Moïse y el opositor Jude Célestin disputarán una segunda vuelta electoral en diciembre para definir quién será el próximo presidente de Haití, según los resultados oficiales de las votaciones del 25 de octubre publicados el jueves.


Según informó el jueves en una conferencia de prensa el Consejo Electoral Provisional (CEP), Moïse, del Partido Haitiano Tet Kale (PHTK), fue el más votado en la primera vuelta de las elecciones con un 32,81% de los votos. En segundo lugar se situó Célestin, de la Liga Alternativa por el Progreso y Emancipación Haitiana (LAPEH), con un 25,27%.


Al no obtener ningún candidato la mayoría necesaria deberá celebrarse una segunda vuelta.


Tras conocerse los resultados estalló la violencia y una persona falleció en Delmas, en la zona metropolitana de la capital, tras los enfrentamientos con seguidores del tercer candidato en liza, Moise Jean-Charles, de la Plataforma de los Hijos de Desssalines, con un 14,27% del sufragio.


Además se levantaron barricadas y registraron manifestaciones.


La embajada de Estados Unidos en Haití aseguró ayer a través de su cuenta oficial en la red social Twitter que Washington apoya la segunda ronda de las elecciones presidenciales del próximo 27 de diciembre.


Según los datos difundidos el jueves por la CEP, de los 5,8 millones de electores censados, votaron 1.538.393.


En total siete de cada diez haitianos censados no acudieron a las urnas.