Vuelo


“El MH17 se vino abajo por una explosión de una ojiva fuera del avión”, afirmó el director de la Junta de Seguridad Holandesa Tjibbe Joustra a un grupo de reporteros este martes.


“Ninguna de las partes involucradas reconocieron los riesgos que presentaba para la aviación civil el conflicto armado en tierra”, añadió.


Joustra dijo que las autoridades de Ucrania fallaron al no cerrar el espacio aéreo.


“Como una precaución, había suficientes razones para que las autoridades ucranianas cerraran el espacio sobre la parte este del país”, donde había un conflicto armado cuando el vuelo 17 de Malasia Airlines recibió un disparo el 17 de julio de 2014, agregó Joustra.


El primer ministro holandés Mark Rutte dijo que buscarán justicia. “Haremos todo lo que podamos para que las personas que hicieron esto no puedan evadir… un castigo”.


El MH17, que cubría el trayecto entre los Países Bajos y Malasia, fue derribado el 17 de julio de 2014, sobre el territorio de Ucrania controlada por los separatistas prorrusos. Las disputas sobre quién es responsable de la catástrofe han contribuido a hacer más agrias las relaciones entre Moscú y Occidente.