Tortuga


Un grupo de investigadores ecuatorianos e internacionales concluyó que una de las dos poblaciones de tortugas gigantes que habitan en la isla Santa Cruz, en el archipiélago de Galápagos, pertenece a una nueva especie, informó este miércoles el ministerio de Medio Ambiente.


“Históricamente se había considerado que las dos poblaciones de tortugas gigantes que habitan en la isla Santa Cruz, pertenecían a la misma especie. Pero nuevos estudios genéticos determinaron (…) que las tortugas que habitan en el lado oriental de la isla Santa Cruz, en torno al área conocida como “Cerro Fatal”, corresponden a una nueva especie, diferente a las que habitan en la parte occidental”, informa un comunicado.


La investigación, liderada por la doctora Gisella Caccone, de la estadounidense universidad de Yale, determinó que esta nueva especie “solo cuenta con unos pocos cientos de ejemplares” y fue bautizada como ‘Chelonoidis donfaustoi’, en honor a Fausto Llerena, cuidador del ‘Solitario George’, último ejemplar -fallecido hace tres años- de la especie Chelonoidis abigdoni, que habitaba en otra isla.


“Estimamos que hay 250 o 300 animales de esta especie”, explicó a la AFP el científico ecuatoriano Washington Tapia, participante del estudio.


Según él, los trabajos se iniciaron en 2002, cuando dos investigadores creyeron que “por la forma del caparazón, estas tortugas debían de ser una especie diferente”.


“Entonces analizamos unas ocho o diez muestras genéticas. En 2005, ya los primeros resultados preliminares nos sugerían que se trataba de una especie diferente hasta que al final pudimos determinarlo. Se diferencian por el caparazón, pero la principal diferencia es a nivel genético”, agregó.


Por su parte, la directora del Parque Nacional Galápagos, Alejandra Ordóñez, aseguró que “las investigaciones en torno a esta nueva especie continúan, para determinar datos exactos de su distribución, zonas de anidación y amenazas potenciales.


Con este hallazgo, los expertos calculan que en Galápagos existían 15 especies de tortugas, de las cuales cuatro se han extinguido: Chelonoidis abigdoni (de la isla Pinta), Chelonoidis fhantastica (isla Fernandina), Chelonoidis sp (isla Santa Fe) y la Chelonoidis elephantopus (isla Floreana).


El archipiélago de Galápagos, a mil kilómetros al oeste de Ecuador, es un frágil ecosistema que alberga la mayor cantidad de especies endémicas en el planeta. Esta reserva natural fue el primer sitio declarado Patrimonio Mundial de la Unesco, en 1979.


Las tortugas gigantes dan nombre al archipiélago que sirvió de laboratorio al naturalista inglés Charles Darwin para desarrollar la teoría sobre la evolución de las especies.