Dominicana


Fue identificada como Francisca Figueroa, de 48 años de edad, la segunda dominicana muerta en la explosión de un edificio en la avenida 13, esquina calle 42, en el vecindario Borough Park, en Brooklyn.


El cadáver de Figueroa, a quien se daba por desaparecida desde el sábado, día del colapso, fue hallado entre los escombros por rescatistas de los bomberos y la Policía el domingo en la tarde.


Aunque los investigadores no la han identificado oficialmente, sus hermanas Niurca y Milagros Figueroa confirmaron la identidad por pertenencias que fueron entregadas por las autoridades.


Francisca había sido desalojada de un local en el que mantenía un salón de belleza, situado cerca del edificio explotado.


Las más recientes investigaciones apuntan a que la mujer habría dejado abierta la línea del gas, después de desconectar una estufa de alta gama.


Su compatriota Ligia Puello, nativa de San Cristóbal, murió en el estallido y su cuerpo fue hallado en el hueco de una escalera.


Aunque la versión del suicidio no ha sido confirmada por los investigadores, familiares de Figueroa dijeron que estaba muy alterada después de haber discutido con el dueño del local que rentaba y que la desalojó.


El desahucio se hizo a través de la Corte de Viviendas en Brooklyn por supuestas deudas en el pago del alquiler. Francisca vivía en la segunda planta del edificio de tres pisos.


“Nadie sabe lo que pasó con ella”, dijo Niurca, frente al inmueble destruido.


La Policía dijo que una hija de Figueroa, de 16 años de edad, y un hijo de 15, fueron localizados sanos y salvos.


Milagros Figueroa, la otra hermana de la víctima, narró que ambas habían hablado por teléfono antes de la explosión. “La llamada que recibí de ella se cayó, y volví y la llamé, pero no supe más nada de ella”, añadió.


Entre sollozos, dijo que su hermana no se merecía una muerte como esa, “porque era una mujer muy alegre y trabajadora”.


El celular de Francisca y su carro estaban cerca del edificio después de la explosión, dijeron funcionarios municipales.


Era dueña de la peluquería “Park Slope Franchezka Unisex”, de donde había sido desalojada.


Un portavoz del Departamento de Bomberos de Nueva York (FDNY) dijo el sábado que la explosión pudo haber sido causada por un inquilino que estaba saliendo y tratando de desconectar la línea de gas de una estufa de alta gama para retirar el aparato.


Debido a las preocupaciones estructurales, el FDNY considerará los edificios quemados inseguros para vivir de inmediato.


La explosión dejó 12 heridos, tres de gravedad, incluyendo un padre de 33 años de edad, quien se recupera de una cirugía en una de sus piernas, en el Hospital Metodista de Brooklyn, mientras que su hijo de 10 años no ha sido dado de alta.


La Cruz Roja Americana dijo que la explosión desplazó a 49 personas.