almuerzo


Estudiantes del liceo de tanda extendida las charcas de María Nova arrojaron a la basura el pan del desayuno porque además de ser vacío, la comida que reciben es de mala calidad.


Según dijeron han encontrado moscas y gusanos en el almuerzo, razón por la que en esta semana no han recibido los alimentos.


Afirmaron que la comida que están recibiendo no es apta para ser consumida por los humanos, razón por la que hasta tanto no se resuelva no entrarán a las aulas.


Este miércoles al no recibir la comida, el proveedor procedió a regalarla en la comunidad, donde muchos pudieron comprobar su denuncia.


Como tienen una cocina en la escuela propusieron que las autoridades dispongan que el proveedor cocine los alimentos en el centro educativo, de manera que se observe la preparación.


Los maestros permanecen en el centro sin impartir clases, debido a la negativa de los alumnos de penetrar a las aulas.


Se quejaron también porque no han sido abiertos los laboratorios de ciencias.