Ley


El gobierno, a través de diversas instituciones, evaluó este jueves el proyecto de Ley sobre el Porte y Tenencia de Armas de Fuego que discute el Congreso Nacional, a fin de hacer aportes y contribuir con su pronta aprobación, en el contexto de las acciones que conforman el Plan de Seguridad Ciudadana.


El ministro de Interior y Policía, José Ramón Fadul, informó que el proyecto es bastante positivo, aunque recomendó algunas modificaciones, como el avance progresivo hacia la eliminación del porte de armas y la reglamentación en base a protocolos de quiénes deben realmente poseer o no los armamentos.


“Aun no hemos podido implementar esa política por falta de consenso, pero yo creo que el país debe avanzar hacia el desarme y siempre lo hemos planteado, pero no de manera drástica, sino en base a una gradualidad, porque en la medida en que van renovándose las licencias, vamos eliminando los portes y evaluando la tenencia de quienes realmente lo ameritan”, dijo.


Señaló que la idea es ir eliminando los portes de manera gradual para posteriormente reglamentar la tenencia.


Fadul resaltó que con este propósito se reunió con representantes de los ministerios de la Presidencia, Defensa, Procuraduría General de la República, Policía Nacional y Dirección Nacional de Investigaciones (DNI) a fin de actualizar la referida ley.


“La Ley de Armas que tenemos es del 1965, es una Ley de guerra que ya debe ser modificada por los cambios que se han producido”, puntualizó.


El funcionario detalló que esta normativa forma parte del Plan de Seguridad Ciudadana y que aunada a la Ley de Reforma Policial, Ley de Control de Bebidas Alcohólicas y la del Ministerio de Interior y Policía, fortalecerá la lucha contra la criminalidad.


Por otra parte, el titular de Interior y Policía aseguró que hasta la fecha se han entregado 16 mil carnets, a través del Plan Nacional de Regularización y que quedan unos 105 mil por entregar, que se encuentran en las oficinas dispuestas para ello.