Abinader


El candidato presidencial del PRM, Luis Abinader, exhortó ayer a las mujeres del y a las que viven en el exterior, a empoderarse del cambio que decidirá el electorado en las elecciones generales del próximo año.


“El cambio que viene será de especial impacto en la vida de las mujeres, que sufren los embates del miedo por la inseguridad de los suyos, el alto costo de la vida, especialmente alimentos y medicinas, las malas atenciones en los hospitales, la falta de calidad de la educación, los apagones y otros males a que las someten la desidia y la falta de sensibilidad social del gobierno del presidente Danilo Medina”, expresó.


Abinader dijo que como se demuestra en la educación universitaria y en el mundo laboral, las mujeres han alcanzado notables avances, “las felicitamos por esos avances, que sabemos se logran en base al doble de los sacrificios que deben hacer los varones.


“Pero esos avances no son suficientes, tenemos que llevarlos a la paridad, a la igualdad de géneros, cumpliendo el mandato divino que nos hizo a todos iguales, y por nuestra determinación de instaurar a partir del próximo año un gobierno cimentado en la inclusión y la equidad social, igualdad de oportunidades para todos los dominicanos y dominicanas”, manifestó.


Citó que en sus recorridos por los barrios de la capital y todo el territorio nacional, como la visita que hizo por municipios de las provincias Barahona, Bahoruco e Independencia, es predominante la presencia y el fervor por el cambio con que lo reciben las mujeres.


“Pero es necesario convertir ese fervor por el cambio, en votos por el cambio y la transformación del país”, planteó.


“Por eso las exhorto y exhorto a todas las mujeres del país y de las seccionales del exterior, a formar redes de apoyo al cambio entre sus familiares, vecinas, compañeras de estudios y de trabajo”, subrayó.


Dijo que la propuesta de formar redes de mujeres por el cambio es para que no se deje a la espontaneidad o limitado sólo al trabajo partidario el compromiso de la mujer dominicana con el cambio que viene.