Gobierno


El proceso de repatriación de extranjeros indocumentados llevado a cabo por la Dirección General de Migración sigue en marcha, mientras gobiernos, organismos y funcionarios extranjeros han pedido a República Dominicana respetar los derechos humanos de los inmigrantes y realizar la expulsión “de manera transparente”.


El director general de Migración, mayor general Rubén Paulino Sem, confirmó que a las 11: 00 de la mañana del sábado que repatriadas hacia Haití cinco personas, sin especificar sexos ni edades, como parte del proceso de repatriación contemplado en el Plan Nacional de Regulación de Extranjeros.


Mientras, que en un comunicado, el Departamento de Estado de Estados Unidos urgió al gobierno dominicano a “permitir la observación de los procedimientos de deportaciones por parte de grupos de la sociedad civil y organizaciones internacionales, como la Organización Internacional para las Migraciones y la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para Refugiados, incluyendo las fronteras”.


Aunque el Departamento de Estado dice “reconocer” la facultad de República Dominicana para repatriar a quienes se encuentren sin autorización en territorio nacional, pide “evitar deportaciones masivas” e insiste en respetar los derechos humanos de los deportados.


“Seguimos profundamente preocupados porque las personas con derecho a la ciudadanía o, de otra manera, elegible para permanecer en la República Dominicana pueden no haber tenido el tiempo suficiente y los medios para acceder a los procesos para regular y formalizar su estado”, agrega en el escrito de 380 palabras y que fue hecho público en el portal de la dependencia estadounidense.


El Departamento de Estado insta además a “tomar medidas adecuadas para prevenir el riesgo de apatridia y la confiscación discriminatoria de documentos”.


En un tono similar se refirió el embajador estadounidense en el país, James Brewster, quien dijo sentirse positivo por los pasos que se han tomado en el proceso y “viendo que están seguros de respetar los derechos de aquellas personas que están siendo impactadas”.


Tras participar en un acto con miembros de la Armada Dominicana, el diplomático agradeció la “transparencia” del gobierno y del director de Migración por la comunicación constante que han mantenido y por permitir que las diferentes organizaciones verifiquen el cumplimiento de los protocolos internacionales.


“Sabemos que los dominicanos son personas amables y hacia Estados Unidos muchos emigran por mejorar la calidad de su familia y nosotros sabemos que eso es algo que los dominicanos entienden”, manifestó Brewster, al comparar el éxodo dominicano que vive en su país con los inmigrantes, que de la misma forma, llegan a República Dominicana en busca de oportunidades y desarrollo.