Danilo


El Gobierno dominicano se declaró completamente preparado para dar respuesta a cualquier evento que surja por el paso por el país de la tormenta tropical Erika, un fenómeno atmosférico que afectó al país con vientos de 85 kilómetros por hora.


Como parte de las medidas preventivas, el presidente Danilo Medina ordenó la suspensión de todas labores públicas y privadas a partir de la una de la tarde de ayer, pero no informó hasta cuándo permanecerá la medida.


El ministro Administro de la Presidencia, José Ramón Peralta, dio a conocer la medida y aseguró que todas las instituciones están prestas para brindar servicio. Dijo esperar que sobre el país solo queden las lluvias que se necesitan para combatir la sequía que desde hace meses afecta a la nación.


Peralta informó que el presidente Medina estará en sesión permanente trabajando desde sus oficinas en el Palacio Nacional, ante cualquier eventualidad que se produzca por el paso de la tormenta tropical. “Llamamos a toda la población a retirarse a sus hogares en calma, y esperar, con Dios mediante que todo salga bien”, dijo el ministro Peralta al ofrecer declaraciones a los periodistas que cubren la fuente informativa del Palacio Nacional.