SB_f_improf_298x179Durante el primer semestre del 2015, la cartera de crédito al sector privado experimentó un robusto crecimiento que se explica por el aumento de los créditos a los sectores productivos y a los hogares.


Según cifras preliminares de la Superintendencia de Bancos, al cierre de junio de 2015, la cartera de créditos colocados al sector privado ascendió a RD$683,898.09 millones, registrando un aumento interanual de RD$95,686.94 millones, representando un crecimiento de 14.00%.


Por tipo de cartera, los créditos destinados al sector comercial privado representan 54.85%, al consumo 21.34%, a tarjetas de crédito personales 4.67% e hipotecarios 19.13%. Esto significa que un 74% de los créditos al sector privado se destinó a la actividad empresarial y a la compra o remodelación de viviendas.


Cabe resaltar que durante el primer semestre del 2015, la cartera comercial privada registró crecimiento por encima de lo que ha sido su promedio de los últimos años. El incremento interanual de esta cartera fue de RD$51,124.43 millones, equivalente a una tasa de crecimiento de 13.63%, mientras que el crecimiento promedio anual registrado en los últimos 6 años fue de 12.43%.


Los sectores económicos con mayor dinamismo en el crecimiento interanual de la cartera comercial privada son: construcción (38.09%), comercio (13.70%) e industrias manufactureras (12.64%). Asimismo, los préstamos a las empresas privadas continúan focalizados en los sectores de mayor ponderación de la economía. En ese sentido, a junio del 2015 se observa que los sectores; industrias manufactureras, actividades inmobiliarias, construcción, hoteles y restaurantes, agropecuario e intermediación financiera, representan 54.92% de la cartera comercial privada, similar a su peso en el valor agregado de la economía de 54.43%, según las cifras a marzo publicadas por el Banco Central.


El crecimiento de la cartera de crédito al sector privado indica que las entidades de intermediación financiera están ejerciendo su función de canalizadores de los recursos de los ahorrantes hacia los sectores más productivos de la economía.


Por otro lado, las captaciones, es decir los depósitos, del sistema financiero, que representan la principal fuente de recursos para las actividades de intermediación financiera, totalizaron RD$1, 014,590.96 millones al término de junio de 2015. Comparado con su nivel en junio 2014, los recursos captados registraron un crecimiento de RD$90,629.06 millones (9.81%), explicado principalmente por el aumento de los certificados financieros (14.09%) y depósitos de ahorro, a la vista y a plazos (6.58%).


A junio del 2015, la principal contraparte de las captaciones del sistema financiero continúan siendo los hogares, con una participación equivalente a 55.59%, seguida por las empresas del sector real (21.51%), las administradoras de fondos de pensiones (7.21%) y las microempresas (3.20%). El crecimiento de las captaciones evidencia la confianza de los hogares y empresas del país en la solidez del sistema financiero como un destino seguro y rentable para sus ahorros.