Trump


El precandidato republicano a la presidencia de Estados Unidos, Donald Trump, se refirió a una amplia gama de temas en una entrevista en el programa State of the Union de CNN.


Entre otras tópicos, el magnate habló de su continuo apoyo al matrimonio tradicional, sobre asuntos de inmigración con México y su deseo de traer empleos bajo subcontrato de vuelta a Estados Unidos.


Sobre su propuesta de levantar un muro fronterizo entre México y Estados Unidos, lanzó una advertencia a las autoridades mexicanas: “yo haría algo muy severo a no ser que contribuyan o nos den dinero para construir el muro”.


Trump, cuyos comentarios sobre los inmigrantes indocumentados de México provocó que Univisión cancelara la emisión del concurso de Miss Universo EE.UU., redobló su plan para construir un muro en la frontera México-Estados Unidos.


“Me gusta México. Me encantan los mexicanos. Yo hago negocios con el pueblo mexicano, pero tienes a gente de todas partes que cruza la frontera. Y están mal. Son realmente malos”, le dijo a Jake Tapper de CNN.


“Hay gente que entra, y no estoy diciendo mexicanos, estoy hablando de la gente que viene de todas partes que son asesinos y violadores, y que vienen a este país”, matizó Trump.


El magnate de bienes raíces retomó sus puntos de vista conservadores sobre el aborto y el matrimonio a conciencia de que son difíciles de entender para muchas personas dado su historial personal.


“Yo voy (por) el matrimonio tradicional”, dijo.


Cuando se le preguntó cómo es que Trump reconcilia la noción de “matrimonio tradicional” con su historia personal de estar casado tres veces y divorciado dos veces, Trump concedió el punto.


“Tengo una buena esposa ahora”, dijo Trump. “Mis (primeras) dos mujeres eran muy buenas. Y yo no las culpo, pero yo estaba trabajando 22 horas al día”.


El aspirante republicano a la Oficina Oval, quien en su anuncio presidencial dijo que él sería el “mejor presidente que Dios ha creado”, hizo hincapié en la necesidad de conseguir que más estadounidenses vuelvan al trabajo.


“Hay que traer puestos de trabajo, usted tiene que tomar los trabajos de vuelta desde China, usted tiene que tomar de vuelta los trabajos desde México”, dijo.


Pero sostuvo que la producción de ropa de su propia marca en China no lo hace hipócrita sobre la contratación externa.


“Han manipulado su moneda a tal punto que es imposible que nuestras empresas puedan competir con ellos”, dijo. “Es muy, muy difícil tener algo de ropa hecha en este país”.


Trump compartió su plan para bombardear los campos petroleros de Iraq para poner fin a la fuente de financiamiento de ISIS, y su falta de respeto por el gobierno iraquí, en parte, debido a su relación con Irán.


“No me importa el gobierno de Iraq. Son corruptos. El gobierno de Iraq es totalmente corrupto”, enfatizó.


Pero Trump mantiene que es un candidato serio.


“Es algo que he buscado en los últimos años, lo busqué seriamente, como ustedes saben, hace cuatro años”, dijo.


Trump ha sorprendido a algunos por estar en segundo lugar—detrás del exgobernador de Florida, Jeb Bush— en la más reciente encuesta de CNN sobre la intención de voto entre los residentes de New Hampshire.