Alianza


El panorama político fue redefinido ayer con la votación del bloque de diputados del Partido Revolucionario Dominicano (PRD) a favor de la reforma constitucional, como preludio del pacto electoral que se encamina a firmar con el Partido de la Liberación Dominicana (PLD).


La creación del “Gobierno de Unidad Nacional”, que impulsa el presidente Danilo Medina elimina el nombre de “Bloque Progresista”, ideado por el expresidente Leonel Fernández, por lo que ahora los aliados pasan a la sombrilla y el toque personal del mandatario.


Lo histórico es que tres partidos tradicionalmente antagónicos en diferentes escenarios del postrujillismo, PLD, PRD y Partido Reformista Social Cristiano (PRSC) transitan hacia un acuerdo, a pesar de que lo hicieron Juan Bosch y Joaquín Balaguer en la postrimería de sus carreras políticas con el “Frente Patriótico” en la segunda vuelta de los comicios de 1996.


El PRD y el PRSC suscribieron la llamada “Alianza Rosada” en febrero de 2006 para los comicios congresuales y municipales de ese año. El PRD lo presidía Ramón Alburquerque y el PRSC, Federico Antún. El estratega político José Carlos Nazario consideró saludable para el país, ya que se recompone el “bialiancismo”.


“La sociedad dominicana va tener por un lado un gobierno representativo de lo que quiere la mayoría, y por otro una oposición regia y articulada, y ojalá que haciendo su tarea para que se puede gobernar bien”, expresó.


En la mira del “Gobierno de unidad nacional” están los partidos Demócrata Institucional (PDI), Revolucionario Independiente (PRI) y Partido Nacional de Voluntad Ciudadana (PNVC).