IrakEl grupo Estado Islámico se apoderó el viernes del principal complejo del gobierno iraquí en Ramadi, la capital de la provincia de Anbar, después de combates intensos con las fuerzas de seguridad, dijo un funcionario.


El alcalde de Ramadi, Dalaf al-Kubaisi, afirmó que los extremistas izaron su bandera negra después que los soldados debieron replegarse del complejo, donde está la mayoría de las oficinas del gobierno.


Agregó que Estado Islámico está atacando ahora el Comando de Operaciones de Anbar, la sede militar de la provincia. Las fuerzas estadounidenses libraron en Anbar algunas de las batallas más intensas durante su intervención en Irak y Ramadi era un bastión de los insurgentes.


La embestida de Estado Islámico al complejo del gobierno comenzó con tres ataques suicidas casi simultáneos que mataron a 10 policías e hirieron a siete.