Hospital PeligrosoLeapfrog Group, una institución sin fines de lucro que clasifica los hospitales de Estados Unidos dos veces al año para determinar la seguridad de sus pacientes, catalogó el Brookdale University Hospital & Medical Center, ubicado en el 555 Rockaway Pkwy, One Brookdale Plaza en Brooklyn como el más peligros en atender sus internos en todo Nueva York.


El área donde se encuentra residen miles de dominicanos y deben abstenerse de acudir a él, expresó el criollo Ramón Mella Languasco, residente del sector. La entidad evaluadora indicó que a dicho hospital se le otorgó la clasificación “F” la más baja en todo el estado de Nueva York, debido a que sus internos tienen 10 veces más posibilidades de contraer llagas o infecciones sanitarias que en cualquier otro centro.


Las estadísticas de Leapfrog, provienen de datos de Medicare y otras fuentes, el porcentaje de infecciones sanguíneas y urinarias es “significantemente peor” que la media, así como el correcto uso de antibióticos antes y después de la cirugía o los riesgos de problemas respiratorios peligrosos tras una operación.


Añade que entre los casos que han salido a la luz pública se encuentra el de un bebé de seis meses que presuntamente murió en octubre de 2011 porque una enfermera le administró la dosis adulta de antibiótico para la neumonía, seis veces más de la que debía recibir. Según la prensa local, en marzo de 2012 la Corte Suprema de Brooklyn informó de que el hospital, con alrededor de 350 camas, tenía más de 100 juicios abiertos por malas prácticas.


Aunque el hospital Brookdale está situado en Brownsville, uno de los barrios más desfavorecidos de la urbe, los expertos, tras tres años analizándolo, consideran que la falta de recursos por el impago de los pacientes no es una excusa para las pocas medidas de prevención en el hospital, porque “El Detroit Receiving Hospital” está en uno de los peores barrios de Detroit (Michigan) y ha tenido siempre una ‘A’ o una ‘B’.


Además, el Departamento de Seguridad y Salud Ocupacional de Estados Unidos (OSHA) le interpuso en agosto pasado una multa de 78 mil dólares por “no proteger a sus empleados de amenazas e intimidaciones durante interacciones con pacientes y visitantes”.


Betsy McCaughey, presidenta del Comité para Reducir Muertes por Infección, manifestó que el hospital debería cerrarse. Sin embargo, el director médico del centro, Estevan García, consideró que la calificación obtenida “no refleja el progreso significante que el hospital ha llevado a cabo en los últimos años, ya que desde el 2014 hemos visto mejoras significativas que no están bien reflejadas en la evaluación de Leapfrog”, expresó.