Sur


Con la entrega del báculo pastoral a cargo del nuncio apostólico, Jude Thaddeus Okolo, quedó posesionado ayer monseñor Freddy Antonio de Jesús Bretón Martínez como titular de la sede de la Arquidiócesis de Santiago.


A la eucaristía de posesión, que se llevó a cabo con una masiva asistencia en el salón multiusos de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra (PUCMM), asistieron todos los obispos de la Conferencia Episcopal Dominicana, encabezado por el cardenal, Nicolás de Jesús López Rodríguez.


Además de las máximas representaciones de la Iglesia Católica, a la actividad asistieron las principales autoridades civiles y militares de aquí, y la primera dama de la República, Cándida Montilla de Medina.


En la homilía, el nuevo arzobispo dijo “esta vez no llega el joven saludable de pelo negro que fue enviado a Baní en el año 1998, pero les aseguro que igual que aquella vez, también ahora vengo acompañado por la fervorosa oración de muchos creyentes”.


Previo a la sustitución de la Rosa y Carpio, quien se desempeñó en esas funciones por 13 años, Freddy Antonio de Jesús Bretón Martínez fungió como obispo de la diócesis de Baní, a cuya comunidad agradeció por la acogida que recibió por 17 años.


“Solo diré que en la Diócesis de Baní aprendí este ministerio. En el sur aprendí a ser obispo”, resaltó el nuevo arzobispo de Santiago.


Una comisión del sur del país estuvo presente en misa, quienes con letreros en mano decían: “Gracias por habernos regalado 17 años de vida”.