Embajador


El embajador de la República Dominicana en España, Aníbal de Castro, ha exigido a las fuerzas del orden españolas que aclaren la supuesta agresión que sufrió en el interior de un avión un inmigrante dominicano que iba a ser deportado y que fue “aparentemente propinada por oficiales policiales españoles”.


En una nota de prensa remitida a Efe, la Embajada Dominicana en España alude al vídeo difundido el viernes en las redes sociales por la plataforma Stop Deportación, en el que aparecen tres agentes de policía, entre ellos una mujer, golpeando al dominicano.


En las imágenes, grabadas en el interior del avión, se escuchan los gritos del inmigrante, al que no se le ve pero se le oye decir repetidamente: “Suéltame. Abusadores, ustedes son unos abusadores, me están haciendo daño en la muñeca”.


Los tres agentes se afanan supuestamente en colocarle las esposas al hombre que, según la plataforma, es un dominicano, al que golpea la agente provista con una protección en la mano.


La Dirección General de la Policía ha abierto una información reservada sobre estos hechos.


Según se indica en la nota de la Embajada, el próximo lunes funcionarios de la embajada se reunirán con representantes de la fuerzas del orden españolas encargados de asuntos migratorios y repatriaciones “para obtener mayores detalles sobre la investigación del caso”.


El embajador, por su parte, resaltó que las autoridades dominicanas “no escatimarán esfuerzos para determinar la verdad de los hechos” y añade que “oficiales consulares” de República Dominicana “en coordinación con la embajada, apoyarán igualmente las pesquisas en marcha y rendirán informe oportunamente al Ministerio de Relaciones Exteriores” de aquel país.


“El respeto del derecho de los dominicanos en el exterior es la prioridad número uno acordada por el presidente (de República Dominicana), Danilo Medina, al servicio exterior”, señala el embajador en el comunicado e informa de que la Embajada está en contacto con las autoridades españolas “por las vías diplomáticas” “para determinar la verdad de los hechos”.


Aníbal de Castro afirma, asimismo, en la nota que “ningún caso potencialmente violatorio de los derechos de los ciudadanos dominicanos en su jurisdicción será ignorado”.