OroDesde inicios del 2015, el precio internacional del oro ha fluctuado entre US$1,302.25 y US$1,154.81 mostrando una tendencia inestable que crea incertidumbre en el país, sobre todo por lo que esto representa en términos de recaudaciones presentes y futuras.


Partiendo de la renegociación del acuerdo con la Barrick Gold, el Gobierno dominicano estimó recibir US$2,200 millones entre el 2013 y 2016 (equivalente a US$733.33 anual) a los precios de US$1,600 la onza. Sin embargo, los precios del oro se han desplomado llegando a ubicarse a US$1,154.81 la onza.


A juicio del economista y director de la Escuela de Economía de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), Antonio Ciriaco, esta disminución del oro en el mercado internacional implicará una reducción de las recaudaciones del Gobierno, que en vez de percibir en el periodo 2013-2016 US$2,200 millones recibirá US$1,587.86 millones (equivalente a US$529.29 anual), lo que presenta una pérdida neta de US$612.14.


Entre las razones de la tendencia a la baja del oro, Ciriaco señaló: el mejoramiento de la economía norteamericana (terminó creciendo 2.4% en el 2014) y de las principales economías de la Euro zona, y los bajos niveles de inflación en las principales economías motor del crecimiento mundial.


El catedrático indicó que “no hay que olvidar que las inversiones en oro se hacen como resguardo o para cuidar los niveles de riqueza cuando los niveles de inflación o las expectativas de inflación son altas en las economías”.


Asimismo, el economista y director del Observatorio de Comercio Internacional del Instituto Tecnológico de Santo Domingo (ODCI), Pavel Isa Contreras, señaló que desde mediados de enero se observa una gradual caída del precio del oro en el mercado internacional, cuya mayor implicación sería que el Gobierno recibirá menos recursos derivados de los impuestos pagados por las empresas mineras auríferas, y de los beneficios por su participación en esos proyectos.


Contreras indicó que se ha reducido desde más de US$1,300 por onza a menos de US$ 1,200 y sostiene que es posible que se reduzca aún más en la medida en que la economía mundial, y en especial la de Estados Unidos, se reactiva, y muchos agentes empiecen a abandonar el oro y a comprar acciones e invertir.


Agregó que otras implicaciones serán la reducción del flujo de divisas, aunque dijo que si la reducción es tan modesta como hasta ahora, es probable que se perciba poco. Resalta que las consecuencias de esta situación sobre el empleo son mínimas porque los proyectos no generan muchos empleos.


No obstante, la economista y directora ejecutiva de Analytica, Jaqueline Mora Báez, expuso que la reducción de los precios del oro tiene varias implicaciones para la economía dominicana. Desde el punto de vista fiscal, la reducción del precio impactaría negativamente los ingresos fiscales.


Fuente: Listin Diario