Nepal


Al menos 688 personas han muerto y más de 300 resultaron heridas en el terremoto de 7,9 grados en la escala de Richter que sacudió hoy Nepal, informaron a Efe fuentes del Ministerio nepalí del Interior.


Las fuentes precisaron que en el balance, actualizado a las 16.45, hora local (11.00 GMT), figuran 71 muertos en Katmandú, 73 en Lalitpur (en el sur) y que además tiene registrados 43 fallecidos en Bharatapur (oeste de la capital).


Según pudo constatar Efe, decenas de personas están siendo tratadas en las calles ante la imposibilidad de atender a todos los heridos en las instalaciones de los centros de salud.


Todos los hospitales de la capital están en estado de emergencia, mientras el personal público trabaja entre los escombros en busca de supervivientes.


En Katmandú se pueden ver derrumbes de edificios, particularmente antiguos, incluidos templos y monumentos, y miles de personas se encuentra en las calles desde que se produjo el movimiento telúrico alrededor de las 11.56, hora local (06.11 GMT), ante el riesgo de que otras edificaciones colapsen.


El seísmo ha causa daños en carreteras y edificaciones, pero no hay aún un balance específico del alcance de los mismos. Calles y vías alrededor de la capital están completamente destrozadas y con grietas.


Medios locales han informado además de que la torre Dharahar, un importante atractivo turístico de Nepal, se ha derrumbado y quedó convertido en escombros. El aeropuerto internacional de Katmandú ha sido reabierto tras permanece cerrado al tráfico varias horas durante la mañana.


El terremoto tuvo su epicentro en un punto alrededor de 80 kilómetros al noroeste de Katmandú, y posteriormente se han registrado al menos 16 réplicas de entre 4,2 y 6,6 grados. Las comunicaciones telefónicas y la cobertura de internet se colapsaron tras el terremoto.