TanqueBien dice el refrán que “un libro es la ventana al conocimiento”, y Raúl Lemesoff, utilizó todo un “arsenal de guerra” para poner en práctica el famoso dicho.


Este intrépido artista convirtió un viejo tanque de guerra en una arma de instrucción masiva.


A bordo de lo que inicialmente sería utilizado para combatir a los enemigos en las batallas bélicas, ahora este hombre lo llena de libros y los reparte a los ciudadanos que transitan por las calles de Buenos Aires.


Su intención final es la de combatir la ignorancia con la difusión del conocimiento y para ello, diseñó esta singular idea la cual está dando mucho de qué hablar en Argentina.