FingioUn empresario que fue reportado muerto hace dos años en Venezuela, fue arrestado el sábado en Carolina del Norte por cargos de presunto fraude después de que sus compañías de seguro de vida presentaron una demanda en la que afirmaron que estaba vivo y que no deberían estar realizando pagos.


No están claros los detalles sobre los cargos contra José Lantigua, de 62 años. Pero el arresto del sábado pone fin a dos años de conjeturas sobre si el ex propietario de una mueblería había fingido una enfermedad en 2013 mientras vacacionaba en Venezuela, dejando su negocio con una deuda de millones de dólares.


Sus compañías de seguro de vida pensaron que estaban siendo estafadas y lanzaron una investigación, al tiempo que afirmaron que el empresario no estaba muerto después de que dos acreedores presentaron reclamos.


La demanda de Hartford Life y Annuity Life Insurance Co. también argumenta que un trabajador fue sobornado para falsificar documentos en los que se establecía que el cadáver del empresario había sido incinerado. Las empresas agregaron que Lantigua de manera fraudulenta asignó reclamo de beneficios a un acreedor local antes de desaparecer.


El Jacksonville Business Journal reportó que el hijo de Lantigua acusó a la aseguradora de tergiversar su investigación sobre la muerte de su padre y de mentir respecto a que el gobierno venezolano revocó el certificado de fallecimiento del hombre.


El periódico señaló que la compañía de seguros admitió que un abogado venezolano ciertamente alteró documentos para que pareciera que el gobierno de ese país sudamericano había nulificado el acta de defunción. Un juez falló que los documentos eran falsos, pero no pudo determinar quién los falsificó.


Agentes detuvieron el sábado un automóvil que Lantigua conducía acompañado de su esposa, en el condado Buncombe, Carolina del Norte.


El abogado Joshua Woolsey, quien ha representado a la familia en varias demandas civiles, dijo el sábado que él y su despacho jurídico se están retirando del caso.


“Yo y el despacho de abogados estamos impactados de enterarnos esta mañana que hemos sido defraudados al actuar y apoyarnos en la información que indicaba que él estaba muerto”, afirmó Woolsey.