Gay


Una foto íntima de una pareja homosexual en Rusia ganó este jueves el primer premio del concurso más prestigioso de fotoperiodismo, el World Press Photo.


El fotógrafo danés Mads Nissen inmortalizó a Jon y a Alex en una habitación de San Petersburgo, donde el decorado se limita a una cortina color beige oscuro. Uno de los dos hombres, tumbado, cierra los ojos por un momento, mientras el otro, con la mano en su pecho, lo observa.


La instantánea fue tomada como parte de un reportaje, titulado “Homofobia en Rusia”. Según la ONG Human Rights Watch, la comunidad sufre cada vez más agresiones, a menudo toleradas e incluso a veces “alentadas” por las autoridades.


Bulent Kilic, un fotógrafo de la Agencia France-Presse, ganó el primer y el tercer premio en la categoría de Actualidad, por dos fotos que dieron la vuelta al mundo.


En la primera se ve a una joven que acaba de resultar herida en los enfrentamientos entre policía y manifestantes en Estambul, en marzo de 2014.


En la segunda, el fotógrafo captó el instante exacto de un ataque aéreo contra posiciones del grupo Estado Islámico (EI) sobre una colina en Siria en octubre de 2014.


Bajo la nube de polvo y el fuego de la explosión, se ve la silueta minúscula de un hombre que trata de escapar a la muerte.


“Es el concurso de fotografía más prestigioso del mundo, era un sueño desde hace unos 10 años”, declaró Kilic a la AFP.


“A veces, uno se va durante semanas, incluso meses. A veces, no se tiene ni comida, ni ducha, no se duerme. A veces, se arriesga la vida. Está bien comprobar que ese trabajo se valora”, agregó.


– Fotos retocadas –


El jurado, formado por 17 personas, estaba presidido por Michelle McNelly, editora asistente del New York Times.


“La imagen ganadora debía ser estética, tener impacto, y el potencial para convertirse en un icono”, comentó a propósito de la foto de Mads Nissen.


Alessia Glaviano, editora de foto en la versión italiana de Vogue, y también integrante del jurado, añadió: “Esta fotografía habla del amor, en respuesta a lo que sucede en el mundo. Habla del amor como un tema global, de una forma de trasciende la homosexualidad”.


El jurado otorgó premios a 42 fotógrafos de 17 nacionalidades distintas en ocho categorías.


Se examinaron cerca de 100.000 imágenes, presentadas por 5.692 fotógrafos de 131 países, pero cerca del 20% tuvieron que ser rechazadas al haber sido retocadas mediante programas informáticos.


“El jurado se mostró muy decepcionado al comprobar lo negligentes que fueron algunos fotógrafos al editar sus fotos para el concurso”, declaró el director del certamen, Lars Boering, en un comunicado.


“Está claro que muchos fotógrafos no pueden abstenerse de aumentar la calidad visual de sus fotos, retirando detalles para limpiar la imagen o haciendo excesivos cambios de luz o de color que constituyen un cambio de la imagen”, declaró. “Eso compromete la integridad de la foto”.


La foto que ganó el World Press Photo en 2012 suscitó una gran polémica, ya que el fotógrafo sueco Paul Hanssen había utilizado una técnica controvertida, reseñó AFP.


La agencia Reuters destacó que una imagen de dos amantes gay en San Petersburgo ganó el premio a la fotografía del año de World Press Photo, dijeron el jueves los organizadores, una reproducción que afirmaron resalta las crecientes dificultades que enfrentan los homosexuales en Rusia.


La fotografía, en la que el rostro de los dos hombres está iluminado en medio de una oscura habitación, ganó en la categoría de temas contemporáneos antes de llevarse el premio general, superando imágenes más convencionales por las que la organización es más conocida.


“La vida de las personas lesbianas, gay, bisexuales o transgénero se está volviendo cada vez más difícil en Rusia”, dijo World Press Photo, con sede en Ámsterdam, en un comunicado. “Las minorías sexuales enfrentan discriminación legal y social”, agregó.


La presidenta del jurado Michele McNally, directora de fotografía del diario The New York Times, dijo que la imagen era “estéticamente poderosa, y tiene humanidad”.


La fotografía fue tomada por Mads Nissen, nacido en 1979 y fotógrafo del periódico danés Politiken.


El primer premio para una imagen individual de noticias fue para el turco Bulent Kilic, de la Agencia France-Presse, por su fotografía de una adolescente herida rodeada por la policía y empapada de agua en una protesta en Estambul tras el funeral de un adolescente muerto durante manifestaciones.


En la categoría de imagen individual de deportes, el primer premio fue para una fotografía del delantero argentino Lionel Messi acercándose al trofeo de la Copa del Mundo en el estadio de Maracaná, tras la derrota de su país en la final del Mundial de Brasil frente a Alemania.


La imagen fue tomada por el fotógrafo chino Bao Tailiang para el diario Chengdu Economic Daily.


La competición de World Press Photo recibe casi 100.000 imágenes, algunas de guerra y desastres naturales y otras de la vida diaria de las personas alrededor del mundo.