MagnateEl magnate chino Wang Jianlin, uno de los hombres más ricos del mundo y propietario de la multinacional Wanda, formalizó la compra del 20 por ciento de las acciones del Atlético de Madrid tras aportar 45 millones de euros (52 millones de dólares).


El acuerdo fue firmado en un exclusivo hotel propiedad del empresario chino en Pekín en un acto que también contó con las rúbricas del presidente y el consejero delegado del club rojiblanco, Enrique Cerezo y Miguel Ángel Gil Marín, respectivamente, y Zhang Lin, presidente de la filial cultural del grupo Wanda, en presencia de Wang.


El multimillonario chino expandió así sus tentáculos de negocio hacia el fútbol europeo para participar en la propiedad del actual campeón de la Liga española y subcampeón de la Liga de Campeones.


Se trata de la primera entrada de una compañía china en el capital de uno de los grandes clubes del fútbol europeo y el acuerdo implica también la apertura de una escuela del Atlético de Madrid en China.


La inversión no sólo dará una opción de oro para que los jugadores chinos enviados al extranjero por Wanda sean elegidos por destacados clubes del fútbol europeo, sino que también mejorará la calidad del fútbol chino y reducirá la distancia con el del resto del mundo”, destacó Wang en un comunicado.


El empresario asiático desveló que en su día consideró entrar en el Valencia, quien finalmente fue comprado por el multimillonario singapurense Peter Lim, pero que finalmente se inclinó por el Atlético.


El club español manifestó su satisfacción por “ser socio de Wanda, una de las primeras empresas mundiales en casi todo lo que toca, un sueño”, según destacó Cerezo.


Por su parte, Gil Marín destacó que Wanda es “un socio ideal porque su presidente aprecia valores como el esfuerzo o el trabajo en equipo”.


Como uno de los primeros efectos visibles de la entrada de Wang en la propiedad del club español, el Atlético de Madrid lanzó la versión china de la página web oficial del club.


La llegada de Wang al Atlético forma parte de una estrategia global que recientemente incluyó la compra del Edificio España, situado en pleno centro de la capital española y una de las construcciones más emblemáticas de la ciudad, por 265 millones de euros.


Su objetivo para esta edificación es construir un hotel y varios apartamentos de lujo.


Diferentes medios españoles aseguraron esta semana que el fin último de Wang en el Atlético de Madird es comprar la mayoría de acciones del club a corto plazo para convertirse en el propietario.


Actualmente, la mayoría de acciones corresponden a Gil Marín, quien estaría estudiando la venta de su participación en los próximos años.