911Con apenas 8 horas de servicios, entre las 12:00 y las 8:00 de la mañana de este jueves, el sistema 911 ya había recibido y atendido 52 llamadas sobre casos de ruidos, de los cuales 46 fueron por música alta en 24 residencias o establecimientos que no son de expendio de bebidas alcohólicas y tres en otros lugares.


El pasado miércoles el 911 dio apertura a la recepción de llamadas relativas a denuncias que tengan que ver con los ruidos molestosos, como una forma de llevar tranquilidad a los hogares.


Zoraima Cuello, viceministra de la Presidencia y vocera del 911, al dar a conocer la información dijo que el marco legal de ese nuevo servicio está contenido en la Norma de Ruido, además de la Ley 287-04 sobre Prevención, Supresión y Limitación de Ruidos Nocivos y Molestos; en la Ley 64-00 de Medio Ambiente, entre otras.


“Deseamos precisar que el marco legal de este nuevo servicio está contenido en la citada Norma del Ruido, además de la Ley 287-04 sobre Prevención, Supresión y Limitación de Ruidos Nocivos y Molestosos, en la Ley 64-00 de Medio Ambiente, la ley 42-01 de Salud Pública, la Ley 176-07 del Distrito Nacional y los municipios y el Decreto 10-12 que crea la Comisión Nacional Antirruidos”, explicó Cuello.


Refirió que, según esas leyes y disposiciones legales, el nivel de ruido tolerable depende de las áreas de las que se trate, con lo que habrá menos drasticidad en un área industrial o comercial y más rigurosidad en un área residencial, escolar, o cerca de un parque u hospital.


En rueda de prensa efectuada en el Salón Orlando Martínez del Palacio Nacional, Cuello advirtió que las sanciones en caso de incumplimiento pueden ir desde la incautación de bocinas y equipos de música, al cierre de instalaciones, o multas que oscilarán entre medio sueldo mínimo y tres mil salarios mínimos, dependiendo la gravedad.


Agregó que el 911 estará pendiente de la tranquilidad de la gente con el control del ruido, con el objetivo principal de mejorar la convivencia entre los ciudadanos.


“Confiamos en que este nuevo servicio llevará tranquilidad a los hogares y contribuirá a pacificar situaciones que según nos reportan las autoridades, pueden derivar a menudo en problemas de convivencia y situaciones violentas, además de afectar la salud”, subrayó Cuello.


Entre los ruidos que no serán atendidos por el 9-1-1, la funcionaria citó los creados por niños mientras están en horas de recreo, ruidos causados por animales domésticos, las alarmas residenciales y por construcciones, entre otros.


Había que hacer algo


Asimismo, el portavoz del Gobierno, Roberto Rodríguez Marchena, explicó que ante la molestia que causan los ruidos indeseados y que afectan la tranquilidad de las personas, “había que hacer algo”.


Significó que la ciudadanía tiene el derecho a disfrutar de tranquilidad en sus hogares y no hay razón para que le impongan escuchar ruidos que van más allá de lo normal, como música estridente.


“Lo que quiero decirles a ustedes es que esto no se va a lograr de golpe, pero, algo había que hacer y en algún momento comenzar. Debemos celebrar que las autoridades del 911 hayan tomado esta decisión”, dijo Rodríguez Marchena, quien pidió la colaboración de los medios de comunicación para difundir este mensaje de mejor convivencia ciudadana.


Fuente: Listin Diario