cedMediante resolución 5-14 la Junta Central Electoral (JCE) decretó la caducidad de la actual cédula de identidad y electoral a partir del 10 de enero, por lo que desde esa fecha quienes no posean el nuevo documento no podrán efectuar los actos de la vida civil y transacciones financieras.


La resolución leída por el director de prensa de la JCE, Félix Reina, precisa que a partir de la fecha citada la única cédula que tendrá validez será la nueva, aquella cuya expedición se ha producido a partir de abril del presente año.


La resolución autoriza a todos los departamentos correspondientes del organismo electoral a que en sus operaciones diarias y certificaciones, solo se tome en cuenta los expedientes de cédulas vigentes que contengan los datos biométricos faciales y dactilares de las personas validadas de forma debida.


De igual modo, dispone que las oficinas y centros de cedulación, después del 10 de enero, continúen ofreciendo el servicio de renovación y obtención de la cédula de identidad y electoral, para los casos de ciudadanos que no hayan acudido en el tiempo previsto.


El total de cedulados es de siete millones 373 mil 568, pero han sido atendidos cuatro millones 694 mil 330, es decir, el 63.66 por ciento, retiradas cuatro millones 471 mil 194, para un 60.64 por ciento, en espera de retiro 71 mil 46, para un uno por ciento.


De los electores con datos aprobados hay cuatro millones 497 mil 506, para un 63.78 por ciento, por lo que faltan dos millones 554 mil 215, para un 36.22 por ciento. Los datos deben llamar la atención de los partidos políticos para que motiven a sus militancias a acudir a los centros de cedulación.