suiSANTIAGO.-Un empleado privado se suicidó en el municipio de Villa González, pegándose un tiro en la cabeza con un revólver calibre 38 que portaba sin documentos legales, informó el comando regional Cibao Central de la Policía Nacional.


En una carta manuscrita que dejó Domingo Antonio Núñez Guillén, de 59 años de edad, pidió a sus familiares que no paguen ninguna deuda que no esté amparada por documentos.


“No se han responsables de pagar deudas que no tengan documentos, no discutan con ninguna persona, no culpen a nadie”, escribió textualmente en una hoja Núñez Guillén, cuyo cadáver fue encontrado por parientes en el interior de su vivienda, ubicada en la calle Manuelito González número 95, del municipio de Villa González.


Rossi Núñez Betancur, una de las hijas del fenecido, informó que recibió un mensaje en su teléfono celular de su padre, donde decía: “Hija, los quiero a todos”. La Policía informó que en el lugar del suceso encontró varios casquillos para revólver calibre 38, y la carta manuscrita que dejó Núñez Guillén.


La médico legista Sandra Luciano certificó la muerte del empleado privado a causa del impacto de bala que supuestamente se hizo en la cabeza, compatible con suicidio.