aviDespués de casi una hora de vuelo, un avión de Delta Airlines que cubría la ruta 324 con destino a la ciudad de Atlanta, Estados Unidos, tuvo que regresar al aeropuerto Las Américas, luego de que una pasajera sintiera un fuerte dolor en el pecho.


La pasajera Sandra Mejía, de unos 45 años de edad, sufrió fuertes dolores en el pecho en el vuelo, situación que obligó al piloto de la aeronave, que iba con más de l00 pasajeros, a regresar al aeropuerto. Médicos y  paramédicos de servicios en la terminal se desplazaron al lugar a la espera del avión para prestarle asistencia.


La dama fue sacada de la aeronave en una silla de ruedas, y llevada al dispensario de Salud Pública, lugar donde fue evaluada de inmediato por los médicos y enfermeras de servicio y luego fue trasladada a un centro asistencial de Santo Domingo.


Según se explicó el  avión  había salido de la terminal aeroportuaria a las 4:10 de la tarde hacia la ciudad de Atlanta. El piloto de la aeronave notificó la situación a la Torre de Control. Después que la pasajera fuera bajada del avión, la aeronave volvió a despegar 22 minutos después hacia su destino final, la ciudad de Atlanta, Estados Unidos.


Algunos miembros de seguridad de la empresa Longport, trataron de obstaculizar el trabajo de los periodistas que cubren la fuente de Las Américas, lo que provocó el repudio de los comunicadores. Los periodistas advirtieron a los empleados de la empresa de seguridad privada, que tienen facilidad de circulación sin ningún obstáculo por las diferentes aéreas, provistos del carnet correspondiente.