rrSANTO DOMINGO. El Seguro Nacional de Salud (Senasa) prestará RD$10 millones a la dirección del Hospital Infantil Robert Reid Cabral, con el fin de que resuelva algunos problemas de tipo financiero y de infraestructura.


Así lo informó ayer el director del centro de salud, José Miguel Ferrera, quien dijo que firmaron un convenio de gestión que compromete al hospital pagar un 30% mensual del dinero que factura hasta que termine en acuerdo.


Ferrera tiene como meta facturar RD$3 millones al mes, y para esto estableció una política para identificar a los afiliados, tanto del régimen contributivo como subsidiado que se atienden en el centro asistencial, lo que les garantizará la captación de recursos económicos.


Desde el 2012, Senasa tiene contrato de facturación con el hospital por servicios a los afiliados del Régimen Contributivo y hasta la fecha, por eso concepto, la Administradora de Riesgo de Salud (ARS) del Estado le debe alrededor de RD$400,000, de acuerdo con Ferreras.


Dijo que cuando Senasa le entregue los recursos lo invertirán en reparaciones menores en el establecimiento sanitario. Recordó que las condiciones para facturar a Senasa es brindar servicios oportunos y de calidad a sus afiliados y que trabajarán tomando en cuenta ese aspecto.


En cuanto a los RD$10 millones, el director dijo que los invertirá para amortizar deudas con los suplidores de oxígeno (RD$2 millones), medicamentos, insumos, material gastable, y otros que no cubre el Ministerio de Salud Pública.


Informó que empezaron a reparar algunas áreas donde hay filtraciones, y que a partir de noviembre espera que mejoren las recaudaciones y que se note el cambio que requiere el centro de salud infantil de referencia nacional, donde la precariedad tocó fondo.