combEl Ministerio de Defensa informo la incautación de seis camiones denominados “Bolitas” que estaban siendo utilizados para el transporte clandestino de Gas Licuado de Petroleo, a diferentes compañías distribuidoras del carburante en distintos  puntos del país.


Las incautaciones se produjeron durante operativos realizados por el Cuerpo Especializado de Control de Combustible (CECCOM)  en Boca Chica, San Pedro de Macoris, Villa Altagracia y La Vega, encabezados por el director de ese organismo, coronel Huascar  González Payano.


Informes suministrados a este medio a través de la Dirección de Relaciones Publicas del Ministerio de Defensa indican que los seis camiones estaban siendo utilizados para llevar combustible a diferentes lugares del país, en violación a la ley ll2-00, del Ministerio de Industria y Comercio. Algunos de los vehículos fueron detectados en momentos en que eran cargados en depósitos de dicho carburante y otros mientras transitaban en autopistas y carreteras paraa llevar pedidos a diferentes envasadoras y distribuidoras de gas licuado de petroleo.


El coronel González Payano dijo que ademas algunos de los transportistas clandestinos del carburante, también se dedicaban a sustraerlo de camiones de tanqueros industriales, mediante la utilización de instrumentos y equipos totalmente inadecuados. “Debido a esa situación, podría incluso provocar una catástrofe en el lugar donde los camiones eran cargados del combustible”, preciso el alto oficial a través de la Dirección de Relaciones Publicas del Ministerio de Defensa.


Se informo que para ejecutar las  incautaciones de los seis camiones, el jefe del Cuerpo Especializado de Control de Combustible, coronel  Gonzalez Payano, se hizo acompañar de autoridades de Industria y Comercio, asi como judiciales de cada uno de los lugares, donde se produjeron los operativos.


Desde hace varias semanas, el CECCOM, lleva a  cabo operativos para detectar contrabando de combustible, decomisando grandes cantidades tanto de gasolina como, de gasoil y gas licuado de petroleo, transportado de manera clandestina por empresas fantasmas.


Se supo que el Ministro de Defensa, teniente general Máximo William Muñoz Delgado, instruyo al coronel González Payan, para que todos los implicados en el trafico de combustibles, sean sometidos a la justicia, a través de los fiscales actuantes en los casos.