HospitalLa primera persona en ser diagnosticada con ébola en territorio estadounidense acudió a una sala de emergencias la semana pasada, pero no fue internado por el personal del hospital a pesar de que indicó que había viajado a Liberia.


“El historial de viaje del paciente fue registrado, pero no fue comunicado a la gente que toma la decisión de internarlo. Fue un error, ellos tiraron la pelota”, dijo Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Enfermedades Alérgicas e Infecciosas.


“Uno no quisiera hacerlos sentir mal, pero esperamos que no vuelva a pasar nunca más… el Centro para la Prevención y Control de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) ha sido vigorosamente enfático en la necesidad de que se registre el historial de viaje de cada persona”, le dijo Fauci al programa de CNN The Lead with Jake Tapper.


Las autoridades del hospital están enterados de que el historial de viaje de la persona no fue
“comunicado completamente” a los doctores, pero también dijeron en un comunicado este miércoles que basado en sus síntomas, no había razón para internarlo cuando se presentó por primera ocasión en la sala de emergencias el pasado jueves por la noche.


“En su momento, el paciente presentaba una fiebre leve y dolor estomacal. Su condición no ameritaba
ser internado por precaución. Tampoco exhibió síntomas específicos del ébola”, informó el Hospital Presbiteriano de Salud de Dallas, Texas. El paciente, que fue identificado por su medio hermano como Thomas Eric Duncan, le dijo al personal médico que venía de Liberia, afirmó un amigo cercano.


Una enfermera le preguntó al paciente sobre sus recientes viajes mientras se encontraba en la sala de emergencias y el paciente informó que había estado en África, dijo el doctor Mark Lester, vicepresidente ejecutivo de los Recursos de Salud de Texas. Sin embargo, la información no fue “ampliamente comunicada” al equipo médico, comentó Lester.


El hombre fue sometido a pruebas básicas de sangre, pero no se le realizó una revisión para detectar el ébola, y fue enviado a casa con antibióticos, dijo el doctor Edward Goodman, del hospital tejano en donde se encuentra internado.


Tres días después, el hombre regresó al centro médico, en donde se determinó que probablemente tenía ébola. Fue en ese momento que se decidió aislarlo. “El hospital siguió con todos los protocolos del CDC en su momento. El personal del hospital está entrenado con procedimientos de control de infecciones”, dijo el centro médico este miércoles.


El Centro de Control y Prevención de Enfermedades, que ha ayudado a la respuesta internacional del ébola, sugirió a todas las unidades médicas estadounidenses a que le pregunten a los pacientes con síntomas consistentes del ébola su historial del viaje.


Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el brote del ébola en el África Occidental es el peor en la historia. El número de muertes por el virus es de 3.083 y el número de casos alcanzó los 6.553, refirió la OMS en un comunicado. Estas cifras están basadas en información proveída hasta el pasado martes por los ministerios de Salud en Guinea, Liberia y Sierra Leona, los países que han sido más impactados por el brote.