aabEl colectivo de participación política Nueva Democracia afirmó hoy que el anuncio hecho por el presidente de la Cámara de Diputados, Abel Martínez Durán, de eliminar el Fondo de Gestión Social conocido como “cofrecito” o “barrilito”, solo deja ver los vacíos institucionales que vive la República Dominicana, y calificaron la acción del presidente de la cámara baja, y representante de la provincia de Santiago, como puramente demagógica.


Para Nueva Democracia la existencia desde un principio de este tipo de mecanismo para facilitar recursos a los legisladores, constituye un acto de ilegalidad que rompe con las funciones constitucionales a la que están obligados a realizar los diputados y diputadas.  Por lo que afirmaron que está acción no es un gesto de desprendimiento de los legisladores, sino un reconocimiento a la ilegalidad con la que estaban conviviendo.


A través de una nota de prensa enviada a este medio  expresó que espera que tras esté anuncio sea introducido en la Cámara de Diputados un proyecto de ley que prohíba definitivamente el uso a discreción de fondos por parte de los legisladores dominicanos, puesto que con ello solo se está aportando al clientelismo, a la corrupción, y a la duplicidad de funciones que le corresponde a otros organismos del Estado suplir.


Resaltó que lo que urge en estos momentos es encauzar a la República Dominicana hacia la refundación de todas las instituciones, para superar los vacíos y duplicidades, que solo será posible a través de una Asamblea Constituyente.